Lucrecia García reivindica las voces latinas en la opera

La soprano venezolana Lucrecia García encarna a Aida de la ópera homónima de Verdi, que mañana representará la Compañía de Opera Internacional Concerlírica en el Teatro Zorrilla de Valladolid, con la exigencia de un papel que requiere «una voz potente y al mismo tiempo flexible para soportar la altura de una música muy aguda y muy lírica». En este sentido, la cantante reconoció las diferencias líricas entre las voces latinas y las centroeuropeas e incluso italianas, algo que en su opinión explica en parte el éxito alcanzado por cantantes iberoamericanos como Rolando Villazón o Juan Diego Flórez o los españoles Plácido Domingo o María Bayo.

Por todo ello, lamentó que a pesar de ese potencial los nuevos cantantes españoles no tenga oportunidades en España, «logrando más atención fuera», denunció García.

En relación con las recientes declaraciones del director artístico del Teatro Real, Gerard Mortier, sobre la «falta de estilo» de los cantantes españoles, la cantante venezolana señaló que «él sabrá cómo saldrá de esto», pero reconoció que el director belga no deja de poner voz a una realidad que se vive en los teatros de ópera de toda España.

De hecho considera ya superado los estereotipos sobre los roles en los papeles operísticos, pues «no siempre madame Butterfly puede ser una cantante japonesa o Aida, etíope». De hecho, ella misma admitió haber sufrido vetos y discriminaciones artísticas por sus rasgos latinoamericanos.

 

Ver artículo original

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *